BAHUAJA SONENE: PARQUE NACIONAL DESPROTEGIDO

Valora este artículo
(0 votos)

En febrero pasado la gerencia de Recursos Naturales del Gobierno Regional de Puno y la administración del Parque Nacional Bahuaja Sonene (PNBS) presentaron un informe situacional sobre esta área natural protegida, considerando alarmante la extracción de oro en 50 puntos (más de 500 mineros informales) en las zonas de amortiguamiento ubicada entre Madre de Dios y las provincias de Carabaya y Sandia, región Puno. Para el gerente de Recursos Naturales, Edson Pizarro, los mineros ilegales no respetan y toman control de esta zona, ha advertido además, la existencia de tala indiscriminada, prostitución, cultivos de hojas de coca (actualmente con 1,988 hectáreas es la zona de amortiguamiento con mayores cultivos de las 76 áreas protegidas), y de cárteles que mantienen zonas liberadas, lo cual, según dicho funcionario, ha alertado anteriormente al gobierno regional y autoridades competentes.

 

La presencia de minería ilegal en este Parque Nacional fue detectada en marzo 2009 cuando un alud sepultó el campamento minero Winchumayo (zona agreste donde la fiscalización se dificulta), obligando a las autoridades a inspeccionar los lugares de extracción minera en la selva puneña ubicando 8 puntos de minería ilegal en la zona de amortiguamiento de este parque (actualmente se han incrementado hasta 50) contaminando con mercurio el río Inambari que desemboca a diversos poblados de la zona. Desde dicha época, la Defensoría del Pueblo regional solicitaba acciones efectivas de supervisión y fiscalización al jefe del Servicio Nacional de Áreas Naturales Protegidas por el Estado (Sernanp). En febrero 2017 el Grupo Técnico de Minería y Energía de la Región Puno concluyó que la problemática en la zona de amortiguamiento de este Parque Nacional es muy grave (invasión de agricultores, cultivos de coca, minería ilegal, tala indiscriminada, turismo ilegal, tráfico de combustible, aeródromos clandestinos) requiriéndose operativos conjuntos e identificación de vacíos legales para declararla zona de exclusión minera.

 

Bajo este panorama es urgente preservar esta área natural protegida, erradicar la minería ilegal, el cultivo de hoja de coca y enfrentar y eliminar los demás delitos que afectan peligrosamente este Parque Nacional creado en 1966 (DS-012-96-AG) que con una extensión de 1’091,416 hectáreas (increíblemente solo resguardado por 12 guardaparques) alberga una maravillosa biodiversidad que representa el 20 % de riqueza de flora y fauna de todo el país (10,000 especies de árboles y plantas, 180 de mamíferos, 600 de aves, 232 de peces, 100 de reptiles y mamíferos y 1,200 tipos de mariposas).

 

 

 

 

EXPRESO

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

LA REPUBLICA

 

 

 

 

 

Deja un comentario

Asegúrese de introducir toda la información requerida, indicada por un asterisco (*). No se permite código HTML.

MENU TURISMO Y HOTELES

hotel2