Mafias controlan el contrabando en la triple frontera de Bolivia, Perú y Brasil

Valora este artículo
(0 votos)

“Algunas de estas zonas están siendo controladas por el crimen organizado, vayan con cuidado”, nos advierte un oficial de la Policía, en Iñapari (Madre de Dios). Nos da la mano en señal de despedida y agrega: “El creciente comercio ilegal en la triple frontera entre Perú, Brasil y Bolivia ha traído muchos sicarios”.

Aparte del contrabando de oro, armas, mercadería diversa y drogas, el principal problema en esta región es el ingreso de combustible, químicos y ganado vacuno que llega por rutas alternas a los puestos de control fronterizo.

 

Entran por el río Acre (Brasil) y por Tahuamanu, provenientes de Bolivia.

 

Este negocio ilegal significa un grave riesgo para el país en varios rubros. Por ejemplo, en el comercio de carnes, pues está libre de fiebre aftosa, según una certificación de la Organización Mundial de la Salud.

 

“Esto implica que nuestro producto cárnico puede ser exportado con todos los estándares de calidad, pero de presentarse un brote de esta enfermedad, automáticamente se quitaría esta certificación”, dice el técnico agropecuario Alexander Flores.

 

Funcionarios del Senasa señalan que en Iñapari se estaría declarando más ganado del que se produce con el fin de llenar las cuotas con carne de contrabando.


Registros de la FAP

La amenaza del crimen organizado es transnacional, según constató la Fuerza Aérea del Perú durante las operaciones de control y vigilancia aérea Harpía IV, ejecutadas en la región Madre de Dios con el objetivo no solo de identificar las amenazas a la biodiversidad sino de enfrentar las actividades ilícitas en áreas de conservación, en la frontera.

 

Las imágenes registradas por los drones de ala rotatoria de video HD milespectral y fotogramétrica del equipo UAV Perú serán trabajadas en el Centro de Vigilancia Amazónico Nacional (Cevan) en las instalaciones de la FAP para mejorar el registro de las actividades ilícitas y su ubicación.
Mafias sin control.

 

Esta parte de la Amazonía en la frontera entre Perú, Brasil y Bolivia está compuesta por Iñapari (Madre de Dios), Assis (estado de Acre), y los departamentos de Pando (Bolpebra), La Paz y el Beni. Abarca alrededor de 40 millones de hectáreas. Y es en este lugar donde hoy existe un incremento de organizaciones criminales dedicadas al tráfico ilegal de drogas, de animales, minería y tala de especias en peligro, que utilizan el corredor Interoceánico, Mazuko, Puerto Maldonado e Iñapari para trasladar el contrabando.

 

Esto luego de moverse por trochas o caminos carrozables de los sectores de Mavila, La Novia, San Pedro, Villa Rocío, etc., creando rutas que vulneran la escasa vigilancia policial por la carencia de medios logísticos con tecnología que permitan detectar, ubicar, identificar y capturar a estos malhechores.

Y es que la ubicación actual del complejo de control provisional y la deficiente presencia de autoridades, como la Policía o la Sunat, impide realizar un control eficiente del contrabando de insumos para la minería y de ganado.

 

Datos

- El productor piscícola de la Asociación Fray Martín, Leonidas Romero, denuncia que también están ingresando pescados (mota punteada) de contrabando que llegan desde Brasil.

- La principal ruta de la tala es Boca Colorado (acopio), Puerto Carlos, Mazuko, Juliaca, Puno, Arequipa y Lima.


El oro es sacado por ‘mulas’ y en avionetas

- “La ubicación geográfica de Bolivia, la debilidad institucional y los vínculos preexistentes con grupos criminales peruanos hacen que el país altiplánico sea un receptor ideal del oro de Perú”, dice el teniente general FAP José Davis Molina, jefe del Comando de Control Aeroespacial (Comca).

- Con Bolivia tenemos 1.000 Km de frontera que son prácticamente transitables. El oro pasa a ese país a través de rutas ilegales, usando “mulas” humanas, carros blindados, motocicletas y avionetas que a diario ingresan entre 3 y 5 aeronaves, refiere otro oficial.

- “El oro es pesado y una carga grande puede desbalancear una avioneta, entonces solo pueden transportar hasta 200 kilos en cada vuelo. Por eso es más seguro para ellos sacarlo por tierra”, explicó un oficial consultado por este diario.

 

 

LA REPUBLICA

 

 

 

Deja un comentario

Asegúrese de introducir toda la información requerida, indicada por un asterisco (*). No se permite código HTML.

ESCOGE TU IDIOMA

esbecazh-CNzh-TWhrcsdanlenettlfrglkadeelhtiwhihuisidgaitjakoltmkmtfaplptrorusrskslthtrukvi

hotel2